Tengo una manzana en mi mano y me dispongo a definir más o menos correctamente qué es el interior de una manzana. En principio puedo decir que el interior de la manzana es lo que no puedo percibir de la manzana pero esto necesita una aclaración: en el acto de percibir la manzana no solo lo que yo intuyo como interior se me oculta sino también el otro lado de su superficie, o las otras formas en que se me puede aparecer y no solo esta que presenta. De modo que descarto lo que no es interior moviendo la manzana en mi mano y haciendo aparecer la manzana de todos los modos posibles ante mis ojos, viéndola de todos los modos posibles.
[ Leer más… ]

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.